¿Cómo luchar contra la volatilidad?

¿Cuál es la mejor manera de combatir los fuertes altibajos de los mercados?

Fernando Luque 17/07/2013

Ya parece una tradición. Llega el cambio de estación y los mercados por un motivo u otro se ponen nerviosos. Se producen fuertes bajadas seguidas de prontas recuperaciones… es lo que se llama volatilidad. En sí la volatilidad no es mala, por lo menos para aquellos que están fuera del mercado ya que les ofrece la posibilidad de entrar a precios más baratos. Pero para el que tenga un portfolio ya constituida siempre estas fluctuaciones suponen en quebradero de cabeza. Uno no sabe si es el momento de vender, de comprar o de mantenerse quieto. A primera vista la última opción parece la más adecuada siempre y cuando el portafolio que hemos construido corresponde con nuestro horizonte temporal y nuestro nivel de riesgo.

Dicho esto, para aquellos que no pueden conciliar el sueño con los actuales vaivenes de las bolsas (esto significa probablemente que el riesgo asumido es demasiado alto), sí que hay algo que pueden hacer. Lo primero que uno puede hacer para reducir la volatilidad de su portafolio es incrementar la parte de efectivo. Tan simple como esto. Obviamente si uno no está conforme con la volatilidad de su portafolio lo más lógico es reducir el peso de los activos más volátiles (y especialmente de aquellos que más han subido recientemente). Eso no significa necesariamente desprenderse de los valores de renta variable aunque es claramente el activo que presenta la mayor volatilidad. Hay segmentos de la renta fija que pueden también sufrir fuertes recortes en periodos cortos de tiempo. Los fondos de renta fija emergente, por ejemplo, se han dejado de media cerca de un 4% en este mes de junio y los de high yield de la Zona Euro en torno a un 3%.

Ahora bien, reducir el riesgo del portafolio y aumentar el peso de la liquidez también plantea una serie de interrogantes: ¿Dentro de una determinada clase de activos, qué tengo que vender? Cuándo regresar al mercado? ¿Habré vendido demasiado pronto?...

Sigo pensando que la mejor manera de combatir la volatilidad es aprovecharse del efecto del tiempo. Si uno tiene claro que su horizonte temporal es el largo plazo y ha construido un portafolio acorde con ello, no deberíamos temer la volatilidad sino verla como una oportunidad. 

Sobre el Autor Fernando Luque

Fernando Luque  es el Senior Financial Editor de www.morningstar.es